Bustos

Los bustos plásticos de los emperadores romanos ya son una forma de expresión de personalidades clásicos desde la Antigüedad romana. Los bustos, cuales están elaboradamente trabajados y dado patina a mano, son piezas de fundiciones y copias de los emperadores y comandantes antiguos.

Página 1 de 1
Artículo 1 - 28 de 28

Bustos, que adornan

Las esculturas mayores dan una impresión particularmente impresionante encima de podios o columnas. Para los aficionados de la Antigüedad son una propiedad elegante en todas oficinas, habitaciones y todos despachos. En las escuelas humanísticas las reproducciones se pueden colocar impresionante en las escaleras principales o en los corredores del centro de enseñanza. ¡Dejen se inspirar en las reproducciones plásticas y antiguas de los káiseres, emperadores y comandantes romanos en las páginas de bustos y réplicas de la tienda Romana!

Sobre los bustos antiguos

Bustos son estatuas, que solamente representan la cabeza y el tronco de una persona. En la Antigüedad mayormente eran hechas de mármol o bronce y deberían intensificar la reputación propia y honrar la persona en cuestión. La palabra busto procede de la palabra francés „buste“ y el „busto“ italiano y describe el tronco o sea en el arte escribe la recreación de la cabeza humana. Los griegos viejos ya hicieron experimentos con bustos, pero la mayoría sucedió al principio del Imperio Romano.

Los bustos romanos de los emperadores

Al comienzo de la temporada de los emperadores romanos los bustos eran elaborados con solamente un fragmento pequeño hasta la clavícula. Pero con el paso del tiempo cada vez era modelado más del tronco, de modo que los comienzos de los brazos se agregaron. Al principio los primeros emperadores siempre eran representados jóvenes y sin barba en los bustos para ser considerado como alguien sin edad. Aún no eran construidos más realistas. En esto se sirvió alusiones de prendas de vestir como ayuda. Si hombres vistieron un peto o tuvieron una correa de una espada, ellos formaron parte del ejército, como eso por ejemplo valió para los bustos del emperador Tiberio. Si adicionalmente eran desnudos debajo, esto subrayó su fuerza y su valentía. Coronas eran usadas muy a menudo. Se llevaron en la cabeza y eran un signo de homenaje. La corona de roble era solicitada de todas formas. Al comienzo con esta los soldados eran honorados, cuando habían rescatado alguien durante una guerra. Pero después los emperadores hicieron uso de estas coronas a sus mismos.

Bustos eran de moda – también con las hojas de encina del padre de los dioses Júpiter

Emperador Augusto era reproducido con una corona de hojas de encina muchas veces y asimismo otros emperadores recibieron la corona de honor. Esa debería mostrar el asentimiento del senado por el emperador nuevo y probablemente debería simbolizar la hegemonía mundial también, porque el roble es el signo del padre de los dioses Júpiter. Los bustos de los emperadores romanos mayormente eran erigidos en plazas públicos, pero también se pudieron encontrar en casas, el fórum o en cámaras mortuorias. Fundamentalmente en las calles de Roma se pudo admirar los bustos de los emperadores. Mediante los bustos romanos se puede deducir en la actualidad, como las personas en cuestión se han parecido y vivido. Esto se descubre muy fácil en conexión con loe emperadores, porque sus bustos eran distribuidos por todos lados de la tierra y en aquel tiempo su cabeza también era acuñado en las monedas actuales. Interesante asimismo: Bustos también revelan, que era en moda, pues por ejemplo los cortes del pelo delataron esto.

Bustos de los Romanos

De tamaños distintos y de materiales diferentes los bustos en las páginas bustos y relieves del Römershop ofrecen una variedad grande de estaturas antiguas. Tan sólo a partir de 29 € los bustos embellecedores pueden adornar en zócalos pulidos, negros, preciosos de mármol el escritorio, el espacio habitable o la estantería de libros – así, como usted conoce las réplicas solamente en los museos.